Publicado el Deja un comentario

Como como, como, como creo que me beneficia

Bienvenido mis queridos extranjeros,
Empiezo por aclararos la frase de arriba intentando decir algo similar en inglés:
«As I eat, I like eating as I feel better».
Es decir:
  1. Como(as) como (eat), quiero decir que como (as) tengo que alimentarme (eat),
  2. como (eat) como (as) creo que me beneficia, quiero decir que como (eat), (me alimento), como (as) (de la manera) que creo que me beneficia.
Esta frase surge porque hoy vamos a hablar de:

Errores básico cuando empezamos una dieta.

Este artículo es para que perfecciones tu español, por lo que si tienes alguna pregunta sobre el vocabulario o expresiones utilizadas, comenta en el artículo o contacta conmigo para aclarar las dudas.

 Aprenderás hoy vocabulario sobre nutrición y ejercicio.

Cuando una persona está intentando adelgazar, en lo primero que piensa es en reducir el consumo de calorías y aumentar el gasto de las mismas.
Aunque la idea matemáticamente es correcta, el cuerpo no funciona de forma tan sencilla.
ERROR 1: ALIMENTACIÓN
Para reducir calorías, habitualmente pensamos que debemos comer muchas verduras, ya que llenan y el aporte calórico no es muy alto:
Yo, con lo de comer verduras hasta hartarte para adelgazar, no estoy muy de acuerdo.
Durante muchos años de mi vida comí mucha verdura, poca potreína y nada de grasa.

Estas son proteínas:

Proteína de huevo
Proteína de pescado

Estas son grasas:

frutos secos
aceite de oliva
Tocino_Ibérico
Lo que conseguí fue estar delgada, pero a pesar de hacer mucho ejercicio, casi no tenía musculatura y mi sistema inmunológico no funcionaba demasiado bien, tenía infecciones de orina recurrentes cada 4 meses, y bastantes catarros.
Al comer tantas verduras y tan poca proteína, era imposible que mi músculo aumentase aunque hiciese ejercicios de fuerza.
El consumo reducido de calorías, y gasto de energía alto gracias al ejercicio, hacía que mi cuerpo recurriese al consumo de mi propio músculo buscando material para quemar. Como yo no tomaba apenas proteínas, ni grasa, los hidratos de carbono complejos que tomaba, no eran suficientes para cubrir las calorías que mi cuerpo necesitaba.
Ahora he cambiado mi alimentación.
Como más proteína sana, y más grasa,  me va mucho mejor.
Comer proteínas, y grasa te sacias antes, no necesitas comer tanta cantidad, y tardas mucho más tiempo en tener hambre.
Las proteínas te sacian.
El comer grasa también tiene sus ventajas, sí tal como te lo digo, no solo porque comer grasa no implica que esta se convierta en grasa en tu cuerpo. La grasa cuando entra en tu cuerpo se digiere como otro alimento, y se convierte en energía, el exceso de energía es lo que se convertirá en grasa en tu cuerpo, pero tanto si procede de alimento grasa, de exceso de proteína o de exceso de hidratos de carbono.
La grasa aunque aporta el doble de calorías que lo que aportan las proteínas o los hidratos de carbono, tiene la ventaja de que te sacia mucho más.
y además mejora nuestra sistema inmunológico.
Yo noté una mejoría palpable cuando comencé a tomar grasa, ya que ese mismo año no tuve ni un solo catarro, ni una infección de orina, que por cierto las tenía recurrentemente.
La explicación a la relación consumo de grasa versus mejora de defensas, se basa en que las bacterias tienen una membrana que las recubre que esta compuesta de grasa, por lo que nuestro cuerpo encuentra una similitud entre la grasa que comemos y la grasa que tiene la bacteria en su composición,
Cuando una bacteria entra en nuestro organismo nuestro sistema inmunológico se pone a funcionar, produce defensas contra la bacteria.
Así mismo, cuando comemos un alimento con grasa, nuestro cuerpo también empieza a generar defensas confundido por la composición del alimento.
No he engordado nada desde que decidí modificar la composición nutricional de mi dieta y me siento mucho mejor.
He mejorado mi silueta, ahora tengo más músculo, solo un poquito más, llevo un año con esta nueva dieta y yendo al gimnasio con frecuencia.
 No hago un entrenamiento específico para el aumento de musculo, yo hago ejercicio que me gusta, disfruto mucho en el gimnasio y el ir con gusto es lo que lo hace adherente a mi forma de vida, muchas veces prefiero ir al gimnasio en mi tiempo de ocio, que elegir otras de la opciones posibles (leer, ver la tele, quedar con amigas…)
Busca una actividad que te guste, y come alimentos ricos pero sanos.
Aprende a comer sano, hay muchas cosas ricas y que te sentarán bien, tortilla francesa con jamón y especias, secreto ibérico, filetes a la plancha, gambas al ajillo, pulpo «á feira», coles de bruselas salteadas con jamón serrano, langostinos, marisco en general, pollo al curry, bacalao a la portuguesa.
No tengas miedo a usar aceite de oliva o de coco, recuerda te saciará y comerás menos de otras cosas, pasarás la tarde entera sin acordarte de la merienda, estarás tan saciado que no te acordarás de la comida, y cuando llegue la cena pensarás si realmente tienes hambre para cenar.
Lo único que yo evito en mi dieta son los hidratos de carbono simples, (harinas, arroz, pasta, patatas, azúcar, bollería industrial…), esto puede ser complicado, pero es coger hábito y acostumbrarte, acabas por no echarlos de menos. (si quieres saber más de los hidratos de carbono)
ERROR 2 – EJERCICIO
Otro error que cometen los principiantes en el mundo de las dietas para adelgazar y el ejercicio que debe acompañar en este proceso, es que lo que se busca en un primer momento es quemar muchas calorías, en el menor tiempo posible.
Para ello la gente se fija en deportes aeróbicos, como natación, correr,…
Ejercicio aeróbico
Los ejercicios aeróbicos son los que nos hacen consumir más calorías mientras los realizamos, pero la realidad es que los ejercicios de fuerza nos hacer quemar calorías durante más tiempo.
Ejercicio de fuerza
Ejercicio de fuerza
Ejercicio de fuerza
Si te pesas después de realizar un deporte aeróbico, te alegrarás al ver que has perdido peso, pero esta alegría no durará mucho, lo que has perdido es básicamente agua, que debes reponer.
Durante el ejercicio aeróbico has consumido muchas calorías, fíjate en la diferencia entre el footing o el fitness.
Pasear
150 calorías
Caminar rápido
250 calorías
325 calorías
Footing
400 calorías
Bailar
190 calorías
Tareas domésticas
130 calorías
180 calorías
Bicicleta
230 calorías
290 calorías
Futbol, baloncesto
260 calorías
Voleyball
190 calorías
Subir escaleras
410 calorías
Bajar escaleras
210 calorías
Trabajar sentado (estudiantes, administrativos,…)
60 calorías
260 calorías
Patinar
310 calorías
Artes marciales (Judo, Taewondo, Karate,…)
360 calorías
Fitness (pesas y aparatos )
180 calorías
La diferencia entre uno y otro, es que cuando dejas de hacer el deporte aeróbico dejas de consumir calorías relacionadas con este, mientras que con el fitness, deportes con cargas de peso,  seguirás consumiendo calorías extra durante horas.
Tu cuerpo debe reponer las fibrillas rotas y para eso necesita energía.
Además cuando tu cambias la composición corporal de tu cuerpo, aumentando tu masa muscular, frente a la grasa, tu cuerpo necesitará más calorías para el mantenimiento base, con lo que ya ves que hacer ejercicios de fuerza no tiene nada más que ventajas.

Conclusión:

Mi recomendación es primero que busques ejercicios con los que disfrutes, y segundo que combines ejercicios aeróbicos, para mejorar tu capacidad cardiovascular, y tu corazón este sano y fuerte, y ejercicios  de fuerza, para mejorar tu composición corporal, y que tu cuerpo tenga un buen porcentaje de músculo.
No temáis al cambio estético por hacer ejercicios de fuerza, no vais a desarrollar demasiado músculo por hacer deporte de fuerza, solo daréis forma a vuestra figura, estilizaréis la imagen, pero salvo que os lo propongáis no ganaréis  mucho músculo, esto es muy complicado.

Este artículo es para que perfecciones tu español, por lo que si tienes alguna pregunta sobre el vocabulario o expresiones utilizadas, comenta en el artículo o escríbeme para aclarar las dudas.

 

YA SABES, comenta, pregunta, cuéntame de qué te interesa hablar de algo en concreto dímelo: Contacto

Deja una respuesta